spot_img
12.7 C
Bogota
viernes, abril 19, 2024
spot_img

La inflación se mantiene ¿cómo proteger los ingresos de esto?

El FMI en su informe “Perspectivas de la Economía Mundial” más reciente, espera que la inflación general global caiga del 8,7 % registrado en 2022 al 7,0 % en 2023 con base en la baja de precios de las materias primas, pero advierte que “es probable que la inflación subyacente (básica) disminuya más lentamente. El regreso de la inflación al objetivo es poco probable antes de 2025 en la mayoría de los casos.”

 

Asimismo, una encuesta reciente de IPSOS llamada LQPAM refuerza esta preocupación. Según el sondeo realizado en abril, en 29 países del mundo 4 de cada 10 personas (41%) está preocupada por el aumento de precios. Trece países (Argentina, Australia, Canadá, Colombia, Francia, Alemania, Gran Bretaña, Polonia, Singapur, Corea del Sur, España, Turquía y EE. UU.) tienen el aumento de los precios como su mayor preocupación.

 

En Colombia, lento retroceso


La inflación en Colombia se mantiene en dos dígitos, sobre el 13%, y tras cuatro meses del 2023 no ha cedido lo pronosticado afectando el valor real del salario de las personas. De acuerdo con el Ministerio de Hacienda, “para abril se espera que disminuya, pero no de manera significativa”.

 

Esta resistencia de la inflación a disminuir rápidamente no solo ocurre en Colombia. En otros países de la región, como Perú y Chile, los precios han caído pero no de la manera en que se proyectó a finales del año pasado.  Así mismo, en EE.UU la alta ejecutiva del Banco Central (Fed), Lisa Cook, aseguró la semana pasada que la inflación en el país es generalizada. A pesar de que se ubica en el 5%, los pronósticos estadounidenses la registraban en el 2% para este momento del 2023.

 

Ante esta dinámica macroeconómica que se resiste a volver a tener tasas de inflación de la pre pandemia, lo que más preocupa a las personas es su bienestar financiero. En el caso de Colombia, ha caído la inflación de los alimentos, pero no la de los precios del productor lo cual sigue haciendo que el costo de vida sea caro y cada vez alcancen para menos los pesos colombianos.

 

Dólares digitales, la opción que se ha fortalecido

“Estos dólares son, con cada vez más certeza, una opción ideal para miles de trabajadores ya que protegen el salario de la devaluación y de la inflación. Contar con un salario en esta moneda es una herramienta real para que se alcance el bienestar financiero que mejora la vida de los trabajadores y la competitividad de las empresas en estos tiempos”, aseguró Alex Robbio, CEO de Prontomás, una compañía experta en habilitar pagos de nómina y ahorros en dólares digitales en Colombia, donde surgió, y en plena expansión por la región.

 

La incursión de este tipo seguro de cripto activos en Latinoamérica ha venido ganando terreno en los últimos años, al punto de llamar la atención de las instituciones reguladoras como el Banco de la República. De acuerdo a datos de Statista de 2022, hay ocho cripto activos que son los más comercializados en la región. De ellos solo el dólar digital USDC aparece como la moneda estable más transada, lo cual la posiciona como una opción real y confiable para ahorrar e invertir.

 

Para enero del año pasado, se habían negociado cerca de dos millones de dólares USDC en Latinoamérica. Para el 2023 se proyecta que la cifra se multiplique por cinco gracias a la entrada de nuevas compañías dedicadas a ese negocio como Prontomás, que busca un alcance regional en el mercado B2B, o Littio en el de consumo local.

 

 

 

Estilo

Últimas Noticias