5 aliados para mejorar tu oficina en casa

0
63

 

La pandemia cambió muchas cosas, entre ellas, cómo trabajamos. La idea de una oficina compartida con el hogar ganó espacio y adeptos. De esa manera el trabajo híbrido ha seguido recuperando terreno en la post pandemia. 

 

Las nuevas investigaciones académicas sugieren que un porcentaje significativo de la fuerza de trabajo podría terminar con un horario híbrido en el que se vaya a la oficina menos de cinco días a la semana. Antes de la pandemia, menos del 5 por ciento, o uno de cada 20 días de trabajo totalmente remunerado, se producía en el hogar. Esto se disparó por encima del 60 por ciento en mayo de 2020. Por tanto, es un hecho que lo híbrido será predominante si nos referimos a las modalidades de trabajo en el futuro. 

 

Otros resultados de estudios indican el camino predominante: una encuesta de Microsoft Argentina y la Universidad de San Andrés asegura que el 77% de los argentinos prefiere trabajar de manera híbrida, asociándolo a una mayor productividad; mientras, el 44% de las organizaciones en Latinoamérica tiene personal trabajando en un país distinto al de su casa matriz, destacando Colombia con un porcentaje especialmente alto (57,6%). “La apertura de las organizaciones a modelos distintos al presencial es fácilmente perceptible al observar las respuestas”, dice Page Group en un estudio donde, además, detalla que “en ninguno de los países la negativa supera el 30% y es Perú el país en el que se nota una mayor apertura a esta opción, con un 52,4% de las respuestas afirmativas”. 

 

Recientemente Acer, un líder en el mercado de la tecnología aumentó su familia de Chromebooks con tres nuevos modelos que tienen en cuenta la productividad, comunicación y el rendimiento en situaciones de estudio y trabajo híbrido. “Estos nuevos equipos han sido diseñados para utilizarlos de forma segura y fácil en ámbitos como la productividad, el entretenimiento y la comunicación. Con tres tamaños y formatos distintos, resultan ideales para el estudio o el trabajo híbrido”.

 

Ante esta realidad te ofrecemos algunos aliados para una oficina en casa que ya se antoja permanente.

 

Un escritorio a tu altura

Los escritorios de altura ajustable gozan de gran aceptación. Entre sus ventajas, previene lesiones, dolor y reduce riesgos cardiovasculares. Mientras, un estudio realizado con 23 trabajadores de oficina mostró que los que alternaron entre estar sentados y parados por intervalos de media hora registraron una disminución de sus niveles de azúcar en la sangre en un 11,1%.

 

Teclado

Uno de los periféricos más importantes de un ordenador es el teclado. Las ventajas que ofrecen los teclados ergonómicos hacen que sean la mejor opción a tener en cuenta si vas a utilizar el ordenador durante muchas horas. Ten en cuenta que una estructura de teclas curvada coloca tus manos, muñecas, dedos y antebrazos en una postura más natural, reduciendo así la tensión muscular. Mientras, un reposamuñecas acolchado proporciona soporte y coloca los antebrazos justo encima del teclado

 

Los pies, vigila por ellos

Un reposapiés de oficina puede parecer un elemento prescindible, sin embargo, se trata de un accesorio de oficina muy recomendable. La clave es evitar que las piernas cuelguen, tensionando músculos y articulaciones, algo que es perjudicial y debemos evitar. Cuando los pies están apoyados totalmente hay menos tensión en piernas, lo que se traduce en mejor circulación sanguínea.

 

Más cómodo

Está comprobado que sentarse mal o incómodo puede afectar no solo los músculos de la espalda, la zona lumbar y los glúteos, sino que, además, puede provocar que la columna vertebral de desalinee lo que puede derivar en severos problemas que van desde dolores hasta daño en los nervios. Los mejores cojines para sillas de oficina son los que están diseñados para amoldarse al cuerpo, para ser ergonómicos, cómodos y ofrecernos beneficios a la salud.

 

La posición cuenta

Para una ergonomía adecuada, el monitor de su computadora debe estar directamente frente a su cara, por lo que no debería tener que inclinar el cuello hacia arriba o hacia abajo para mirarlo. Para asegurarse de que su pantalla esté siempre a la altura correcta, es posible que desee invertir en un soporte para monitor con un brazo que se extienda y puede retraerse, se incline y gire.